domingo

El método comunicacional-chusma gana adeptos en las jóvenes aprendices de chino


muchas veces se creyó ver mensajes satánicos en determinadas canciones, pero yo descubrí un mensaje angelical en una marca de ropa: "SEA SANO"

Helena se defiende con uñas sin dientes
en la oración "El objeto directo come al sujeto" el sujeto es el objeto directo y el objeto directo el sujeto
Hasta ahora se conocían dos grandes escuelas para incorporar una lengua extranjera: en primer lugar, el antiguo y sacrificado método gramatical, consistente en la memorización de verbos irregulares, declinaciones, tiempos verbales y vocabulario como quien aprende las tablas de multiplicar. En realidad, más arbitrariamente que las tablas de multiplicar: quien olvide cuánto es siete por ocho, lo puede reponer recordando siete por siete y sumándole ocho u ocho por seis y sumándole ocho, pero quien olvide algo de esto

mensa =la mesa
mensa= ¡oh, mesa!
mensam= la mesa
mensae= de la mesa
mensae= a la mesa
mensa= de o con la mesa
no lo puede deducir recordando otra cosa.
Cuando quiera recordar quien olvide "mensae" cómo se invoca a una mesa, el vocativo, no podrá inferirlo y esto le inferirá un gran dolor en el alma (invocar a la mesa después de que te mataste cocinando es importante HAZ UN BAN-QUE-TE PARA QUE-TE-BAN-QUE, yo siempre quise hacer una comilona y por un malentendido con una señorita ahora tengo una hija de robusto apetito)

El otro método, que está mucho más en boga que la mismísima alocución "en boga", se denomina "comunicacional": el alumno escucha el nuevo idioma y habla el nuevo idioma al principio sin saber qué diantres podría estar diciendo y no pocas veces bajo el vivo temor de estar asumiendo su homosexualidad (después de todo, la famosa canción de Calamaro "no sé si estoy abierto o tengo los ojos despiertos" es una alusión a los ojitos que inspiraron el rótulo "alegre"-gay).

Pero el profesor Ludwig von Hinternschmerz tras años de trabajo enseñando idiomas desarrolló un nuevo método, que ya causa furor. 

Debemos recordar que Hinternschmerz ya había recibido una postulación al Premio Nabel por su teoría psicológica del "mapa en el extranjero": a partir de comportamientos de extranjeros en su país que compraban en lugares no para turistas y desarrollaban una personalísima teoría personal de cómo era este país que veían postuló la noción de que nacemos todos con un mapa innato para la adquisición de cotidianidad y rutina en Lo Desconocido.

El método no deja de ser el comunicacional pero con un aliciente para que las alumnas hagan un esfuerzo mayor al acostumbrado por tratar de decodificar el referente de lo que oyen: los docentes se colocan en otro aula, en un baño cuyos ductos permitan trasladar el sonido o a bordo de un subte como si no supieran de la existencia de la alumna. Ésta advierte que están hablando de algo jugoso: la hermana que sale en secreto con un hombre casado y considerablemente viejo, la secreta lipoaspiración de una colega que supuestamente se mata en el gimnasio. 
Dicho con una pronunciada advertencia en mandarín "que no salga de tu boca", las palabras que el famoso actor porno chino Xilofón Xongo hizo célebres antes de conminar a su parternaire al sexo oral, el mensaje encierra como en la Cabala judía una críptica historia escandalosa y sensacional.
"El chino es el idioma del futuro"-nos resume Hinternschmerz-"pero como lo explica Freud en EL CHISME Y SU RELACIÓN CON LO INCONCIENTE, valoraríamos más el conocimento de que el sol no gira alrededor nuestro, si nos hubiera llegado de buena fuente y con la advertencia de no comentárselo a nadie".    
Cuando le preguntamos por la inconveniencia de haber revelado el secreto de su método, que se basa precisamente en el llamado "efecto de secreto", Hinternschmerz nos tranquiliza: "se ha exagerado el poder de la autoconciencia, el hecho de que sepan que es un simulacro no altera el resultado, del mismo modo que la pornografía sigue erotizándonos".
Nos alejamos con una mezcla de admiración y asco: admiración por la apertura mental de una de las inteligencias más seductoras de su generación, y asco porque una cosa es la pluralidad y la apertura y otra la pornografía china...

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

la peor opinión es el silencio, salvo...