miércoles

¿Es el atentado parisino una cortina de humo para tapar el verdadero peso de Luciana Salazar?

Obama: "no fuimos a la marcha de París porque se exaltaban valores republicanos y somos demócratas"
me trajeron de Pais un je suis Charlie pero me da no sé qué porque es ¡¡¡un imán!!!

Las palabras de mis conocidos y de celebridades intelectuales respecto de este atentado me parece que habría que tomarlas como parte de una elaboración del duelo. Salvo excepciones fanáticas en las que anteojeras ideológicas buscan reducir a determinada militancia todo fenómeno (por ejemplo, violencia de género, cobertura desigual para muertos en París, etc.) imagino que puede servirnos para ver qué estrategias para defenderse de la adversidad brutal tiene cada uno y cada una. A mí me afectó trayendome inmediatamente a colación el 11 de septiembre. Que recuerdo despidiendo en Ezeiza al padre de mi entonces novia con mucha angustia. Y leyendo con sorpresa que Quino confesaba una fascinación plástica por los aviones en las torres. Seguramente nombro a Quino porque ahora se redirigió a dibujantes la irracionalidad homicida...Lo primero que pensé fue en lo que me dijo Flavia de la Fuente cuando me conoció, cuando entré a hacer algunas colaboraciones muy módicas a la redacción de la revista de cine "El Amante". En ese momento yo pensaba ser médico y entonces, como hacía el CBC para Medicina ella me dijo que es una responsabilidad enorme ser médico, que ellos no corrían ningún riesgo semejante, solo escribían sobre cine. A continuación colegas suyos empezaron a contar cómo el director de "Matar al abuelito" los esperó a la salida para pegarles...y muchos años después cuando apareció el nieto de Carlotto, las declaraciones de Quintín me parecieron de una falta de identificación tan insensible como la que es necesaria en cirujanos y médicos que no harían bien su trabajo si se consustanciaran excesivamente con el dolor de sus pacientes. O sea que este recuerdo de escribir críticas de cine considerado como algo frívolo, liviano, intrascendente e inofensivo vuelve a mi mente porque en cierto sentido nada es nada de eso. Ya sea porque cada uno de los demás puede tomar algo anodino que dijimos y retraducírselo con gravedad, ya sea porque nuestro único corazón en el instante del presente va gastando sus cartuchos trascendentales hagamos lo que hagamos.
Nunca puede nuestro paso por este mundo ser del todo irrelevante o tímido: nuestra dignidad por ser humanos queda de manifiesto quizá por aquella teoría de Watzlawik de que es imposible no comunicar(la)
Cuando se aproxima una muerte y con ella nuestra conciencia palmaria de que somos mortales, vale decir en teoría, irrelevantes, livianos, insignificantes, es cuando menos leves y frívolos nos ponemos
El atentado me pone muy triste y muchas de las reacciones son muy poco reanimantes, puedo entender muy bien a los que empezaron a perseguir a los que repudian el atentado porque perseguir ese modo de repudio es otro modo de transitar la herida
En mi intimidad me hago chistes que sé no son irrespetuosos respecto de la humanidad, la libertad, la tolerancia, el idealismo, pero al mismo tiempo no me decido a compartirlos porque el tono zumbón en un estado de ánimo luctuoso no siempre es entendido como participante lúcido de la empatía
Los límites de la instrumentalización de un atentado y de honrar honorablemente son difusos. Si tengo que declarar con seriedad mi punto de vista, estoy de acuerdo con no estigmatizar a todo el Islam, por otra parte sería lindo no ver una relación de causa entre el dibujo irreverente y la consecuencia del asesinato, porque esa es la lógica naturalizada del asesino inadmisible, no sé si llamar mártires o héroes a los dibujantes, dado que no se enrolaron en una guerra vistiendo trajes militares, sino que decidieron cultivar su arte, pero no creo que sabiendo que esto podía suceder...quiero decir: el impacto del atentado no es corroborar la ineficacia de la policia, sino que nadie esperaba que nadie hiciera eso.
Pero como decía al principio, por un lado tenemos hechos y verdades por esclarecer y por otro la imperiosa necesidad de recuperar los colores de la cara y no es tan contrario a la salud si para eso, renunciamos al culto a la verdad objetiva científica y le damos un sentido (ya sea que los extraterrestres de una sociedad más evolucionada nos están poniendo a prueba a ver si somos dignos de sostener la libertad de expresión o cualquier mistificación sanadora)
Echarle la culpa a la víctima es entendible: es una forma de ordenarnos el universo
Cada vez que me agredieron gratuitamente me tranquilizó pensar quizá vengativamente que yo había inferido un imaginario y retroactivo daño terrible a mi agresor: pensarse débil es malo, especialmente si uno es vulnerable y hace todo esto para empezar a robustecerse
El mundo en el que van a vivir mis hijos que por ahora ven reinos encantados va a incluir falta de agua potable, una acentuación de la desigualdad, una mayor falta de oportunidades, terrorismo islámico y la sensación de catástrofe la falta de respuestas, el no poder medir siquiera el alcance de la tragedia, además de canciones de Violetta
mi manera de sobrellevarlo es el humor...usar juegos de palabras "Je sui Charlize Theron", siempre quise ser una mujer así de hermosa, trasladar símbolos: si homenajeamos a los dibujantes asesinados con lápices que proclaman que los terroristas no ganaron y que vamos a seguir dibujando ¿por qué no proclamar con bikinis que el asesino o la asesina de Lola no triunfó y que sin dar un solo paso atrás VE-RA-NEA-RE-MOS!
desde el lugar del primer acuse de recibo no solo condenamos el atentado: cualquier consuelo o retaliación o sentido que lo acomode en un mundo en el que es aceptable esto que tenemos ahora que aceptar parece grotescamente satirizable
que el chiste que tanta instrucción requiere, que tanta adversidad drena, que tanto nos sana no sea acallado como intervención irresponsable: en esa rigidez del único estado de ánimo posible que se obstina en permanecer disminuido y que milita por volver lívidos todos los rostros tenemos que chorrear libido

6 comentarios:

  1. Anónimo12:59 p.m.

    Totalmente de acuerdo con lo que decís y también con lo que te guardás.
    Me gustó mucho el mensaje anterior.

    Murieron humoristas, proponer un duelo solemne dice más de la pobreza intelectual y espiritual del doliente que de la pérdida misma.

    un montón de abrazos
    J.L.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo1:00 p.m.

    Éste no lo había leído cuando hablamos. No me pareció nada malo. Y la foto final va en linea. Estoy leyendo Flujo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Anónimo1:03 p.m.

    hacé un chiste, por favor
    Barbara Peisajovich

    ResponderEliminar
  4. Anónimo1:04 p.m.

    Muy sensato lo suyo, Doctor.
    Andrea Schwartz

    ResponderEliminar
  5. Anónimo1:05 p.m.

    Me pregunto si realmente alguien llega a tener tanto tiempo como para leer cada uno de tus comentarios. Yo nunca lo hago (me termino aburriendo) pero igual todo bien, escribir siempre es terapéutico.
    Ojo, sos un groso, pero los de precarios recursos intelectuales también queremos acceder a tu magistral escritura. En formato de twits. ..sería genial. Sostengo, como decia el gran filósofo Abdul Yamar Edsigard, "Lo grandioso está en la síntesis"....o como decía el gran Christian Untoiglich..."dos gubias alcanzan para un racimo de uvas" Cristian Germán López

    ResponderEliminar
  6. lucre leguizamon11:33 a.m.

    Muy bueno. genio.

    ResponderEliminar

la peor opinión es el silencio, salvo...